BINESTAR EMOCIONAL DE NIÑOS Y NIÑAS: PRIMERO EL JUEGO

“Quien sea capaz de contemplar las necesidades y deseos de los niños, no tendrá dificultades en tener en cuenta la necesidad del anciano, de la persona con discapacidad, de personas de otras comunidades" (Tonucci, 1999)

Una serie de expertos en la salud y el desarrollo mental de los niños de varias universidades del Reino Unido, han publicado un documento en el que instan a que el bienestar  social y emocional de los niños se priorice en todas las decisiones relacionadas con el cierre y la reapertura de las escuelas.
La interacción social de los niños con sus compañeros ocurre principalmente a través del juego. Jugar con compañeros es críticamente importante para su alfabetización y para el desarrollo social y cognitivo de los niños. El juego tiene beneficios holísticos y  sustanciales para su desarrollo y bienestar emocional y el juego al aire libre, en particular, está relacionado con una mayor salud física, social y emocional .

En el documento se hacen una serie de recomendaciones basadas en la evidencia y diseñadas para apoyar el bienestar social y emocional de niños y niñas de edades comprendidas entre los 3 y 11 años.
Recomendaciones generales
1. Que, una vez que sea seguro hacerlo, la desescalada del confinamiento se realice de tal manera que permita a los niños jugar con sus compañeros lo antes posible.  
2. Que los mensajes de salud pública para las familias y el personal educativo brinden información clara sobre los beneficios emocionales y sociales del juego, incluido el juego al aire libre, y una orientación clara sobre los riesgos objetivos para los niños
Recomendaciones para cuando los niños regresen a la escuela
1. Que los responsables de la toma de decisiones adopten un enfoque de riesgo-beneficio al tomar decisiones sobre la interacción social y el juego de los niños en las escuelas . 
2. Que todos los niños tengan tiempo en la escuela para jugar con sus compañeros, incluso mientras el distanciamiento físico siga siendo necesario 
3. Que las escuelas cuenten con los recursos adecuados para apoyar el bienestar emocional de los niños, especialmente durante el período de transición, cuando las medidas de distanciamiento social todavía están vigentes.  
4. Que a corto plazo, debe orientarse a las escuelas para que se enfoquen en fomentar el juego y apoyar el bienestar social y emocional de los niños. Debería haber un menor enfoque hacia el logro educativo.
5. Que donde las escuelas tengan las instalaciones adecuadas para ello, debe recomendarse jugar y aprender al aire libre.  
6. Que cuando sea necesario, los planes individuales para la transición de los niños a la escuela deben ser desarrollados en colaboración con familias. 

Una traducción del citado documento puede consultarse aquí.
Más información @playfirstuk #playfirst



Comentarios